Boy Scout anhela honrar a soldado Latino

Por Sara Torres
Guerrillera

En una comunidad donde más del 80% de la communidad está compuesta por residentes hispanos, héroes del corriente día raramente son honrados en el communidad. Washington Elementary, Jackson Elementary y Lincoln Elementary son nombres de primarias dentro del distrito escolar en el lado oeste de Salt Lake City que honran a los presidentes de los Estados Unidos. Sin embargo, ninguno de estos hombres tiene una conexión real con la comunidad al oeste de Salt Lake.
Hoy en día, un adolescente de Salt Lake City y residente de Glendale, Erick Olivas, está haciendo un esfuerzo para cambiar el nombre de una escuela muy conocida, Parkview Elementary, para honrar a un héroe caído de Glendale.

Motivado por encontrar un proyecto dentro de la comunidad para su proyecto de Eagle Scout, Olivas ha comenzado un esfuerzo para cambiar el nombre de Parkview Elementary para honrar a un respetable miembro de la comunidad, Rocky Herrera, residente de Glendale de toda la vida- era un sargento del ejército sirviendo en Afganistán cuando trágicamente murió en el servicio en 2007. Herrera atendió Parkview cuando era niño y se graduó de la West High School. Olivas dice que en cambiar el nombre de la escuela al nombre de él “la gente de la comunidad acogeran a los héroes que caminan entre nosotros y que debemos honorar.”

Miembro del consejo escolar de Salt Lake City, Michael Clara, ha sido la fuerza detrás de los esfuerzos de Olivas . Trabajando con la tropa Eagle Scout de Olivas, Clara trajo la historia de Herrera a su atención.

Cierta variedad de sentimientos han surgido en la comunidad. Muchos creen que el proyecto es una buena causa, pero no están de acuerdo con cambiar el nombre de la escuela. “No creo que el nombre debe ser cambiado, es por una buena causa, pero creo que sería bueno tal vez tener un [homenaje]”, afirma ex alumna Trina Salazar. El hijo de Patricia Montoya antendió Parkview Elementary y ella dice “Creo que podría empoderar a toda la comunidad. Siempre es bueno honrar a un soldado,” sin embargo, cambiando el nombre de la escuela no es la solución preferida. Tal vez este cambio puede ser demasiado drástico para algunos, pero muchos reconocen que se trata de un paso en la dirección correcta.

Herrera tiene conexiones claras con las comunidades del lado oeste del Salt Lake City. Fue criado y completo su educación a través de la comunidad escolar de Glendale y Rose Park. Desafortunadamente, Herrera murió joven a la edad de 43 años por un terrorista suicida en Afganistán. Conocido como un hombre humilde, la familia de Herrera dice que él no sabría cómo reaccionar a los esfuerzos puestos para nombrar la escuela en honor a él.

Intentos rigurosos comenzaron en otoño del año pasado, cuando Olivas comenzó la recolección de firmas para una petición, se reunió con el Consejo Escolar y presento sus ideas. Olivas espera alcanzar su objetivo principal, cambiar el nombre de la escuela, para el próximo año escolar. Clara y Olivas anticipan una repuesta del Consejo Escolar de Salt Lake City a fines de este año escolar y confían que el cambio será efectivo para el próximo año. El Consejo Escolar respondio positivamente a los esfuerzos de Olivas. Un comité está siendo seleccionando para votar sobre el cambio de nombre.